Una buena campaña en Google Ads es vital para atraer tráfico a nuestra web. Esto se puede conseguir gracias a una buena planificación de los recursos de los que se dispone y de una buena selección de palabras clave.

Las palabras clave, o keyword en inglés, son un conjunto de términos que los usuarios introducen en el buscador de Google. Gracias a estas keywords, Google reconoce qué están buscando y les enseña anuncios acordes a sus intereses.

Una buena selección de palabras clave están alineadas con los objetivos de nuestro cliente. También es importante saber si los usuarios están buscando en ese momento lo que se va a anunciar. Esto se puede comprobar fácilmente con el planificador de palabras de Google Ads. 

Una buena práctica es también cruzar estas palabras con la herramienta de Google llamada Google Trends. Con esta herramienta puedes descubrir qué interés han tenido esas palabras a lo largo del tiempo. 

Hay que remarcar que existe la posibilidad de incluir palabras clave negativas, ésto es, introducir keywords para que el anuncio no aparezca cuando alguien realice una búsqueda con esas palabras.

Hecho ésto, hay que definir la qué región geográfica en la que quieres que se muestre la campaña. También se puede personalizar el horario en el que se muestra la campaña y en qué días de la semana. Ésto funciona cuando se crean varios anuncios y los muestras en regiones con distintas zonas horarias.

Algo muy efectivo cuando se crean las campañas es añadir extensiones a tu anuncio:

  • La ubicación, que facilitará a los usuarios a localizarte en el mapa de Google. Si el objetivo de la campaña es que visiten la tienda física, es esencial que puedan localizarla.
  • Enlaces de sitio, donde aparecen distintas páginas de interés del sitio web o landing page específicas. Éstas pueden ser páginas con los datos de contacto, ofertas, opiniones sobre los productos o servicios…
  • Número de teléfono, de manera que los usuarios puedan contactar con el negocio de manera directa. Además, si el anuncio se visualiza desde un smartphone, no es necesario marcar el número.
  • Texto destacado, que sirve para resaltar ofertas o características del negocio que ayudan a diferenciarlo del resto.
  • Y Reseñas, para que los usuarios puedan visualizar qué opinión tienen los clientes de los productos o servicios anunciados.

Por último, la landing page debe estar optimizada. Si en el anuncio se está ofertando un producto del que después no se hace mención ni aparece, el usuario abandonará la página y Google tomará nota de manera negativa de ésto. Esto afecta al quality score de la página, que se compone de:

  • Tiempo de carga rápido
  • Contenido relevante, original y útil
  • Fácil navegación en la landing page

Responsive web design

Otro aspecto técnico que se debe tener en cuenta es que la página sea responsive. Hoy en día, una gran mayoría de la población utiliza su smartphone para navegar por Internet. Por eso, muchas páginas siguen el principio de mobile first. Esto quiere decir que el diseño de la web debería comenzar por cómo se mostraría en una pantalla de un smartphone y, de ahí, seguir su diseño en tablet y, por último, en pantalla de ordenador.

¿Y qué se hace una vez se tiene listo el anuncio y ya está siendo impreso y visto? Nosotros te ofrecemos vincularlo a Hexagon para analizarlo y optimizarlo. Con Hexagon, serás capaz de visualizar el rendimiento del anuncio y conocer si está obteniendo el resultado deseado. Esto ayuda a que se puedan hacer ajustes en los posibles fallos que puedan surgir. Además, puedes facilitar a tu cliente una clave de acceso para que él mismo vea como está funcionando la campaña. 

Por otro lado, Hexagon ayuda a combatir clics falsos que agotan el presupuesto con una protección contra bots, competencia y clics indeseados. Te contamos cómo funciona nuestra protección aquíSi quieres más información sobre los servicios que ofrece Hexagon o solicitar una cuenta, no dudes en contactarnos.